Cómo empezar a operar con opciones

Por Angel | Blog | 0 Comments

Para empezar de forma “sencilla” a operar con las opciones deberíamos determinar la dirección que pensamos que va a tener el valor, alcista o bajista, la dimensión de ese y en qué plazo de tiempo lo va a cumplir.

El trading con opciones puede ser complejo, bastante más que la simple compra o venta de valores o futuros. Con estos últimos instrumentos, si los compramos lo que queremos es que suban y si los vendemos queremos que bajen. Con las opciones debemos contar con estos aspectos, pero existen otros factores que también tenemos que tomar en cuenta.

Los factores importantes de un trade con opciones.

Determinar si el valor va a subir o bajar

Esta decisión determina qué tipo de opción compramos. Si pensamos que el valor va a subir, compramos una call. La compra de una call nos da el derecho, pero no la obligación, de comprar las acciones a un precio predeterminado (precio Strike) hasta una fecha futura máxima.

Si pensamos que el valor va a bajar, compramos una put. La compra de una put nos da el derecho, pero no la obligación, de vender las acciones a un precio predeterminado (precio Strike) hasta una fecha futura máxima.

Estimar cuánto va a subir o bajar el valor desde su precio actual

Una opción sólo mantiene su valor si el precio del valor (el subyacente) cierra ‘in-the-money’ (dentro del dinero). Esto significa o encima o por debajo del precio Strike. Esto quiere decir que para las calls tiene que cerrar por encima y para las puts por abajo. Tenemos que comprar una opción con un precio Strike que refleja nuestra idea de dónde estará el precio del valor para el día del vencimiento de la opción.

Por ejemplo, si pensamos que las acciones de una empresa van a subir de $80 a $100 para una determinada fecha, compraríamos una call con un precio Strike por debajo de 100. Para que la operativa sea rentable, deberíamos comprar una call cuyo precio Strike está por debajo de 100 menos lo que nos cuesta comprar la opción. Por ejemplo, si la call 90 cuesta $5 ganaríamos $10 (la diferencia entre el precio Strike y el precio actual de las acciones $100) menos $5 que es lo que nos cuesta la call. Un beneficio neto de $5. La call termina $10 dentro del dinero.

Abajo vemos el ejemplo en un gráfico.

Compra de una call

El eje X es el valor del valor y el Y las ganancias/beneficios de la posición)

Otro ejemplo, si pensamos que las acciones de una empresa van a bajar de $80 a $60 para una determinada fecha, compraríamos una put con un precio Strike por encima de 60. Para que la operativa sea rentable, deberíamos comprar una put cuyo precio Strike está por encima de 60 menos lo que nos cuesta comprar la put. Por ejemplo, si la put 70 cuesta $6 ganaríamos $10 (la diferencia entre el precio Strike y el precio actual de las acciones $60) menos $6 que es lo que nos cuesta la put. Un beneficio neto de $4. La put termina $10 dentro del dinero.

Abajo vemos el ejemplo gráficamente.

Compra de una put

Los precios de Strike siempre van en intervalos de ciertas unidades (dependiendo del tamaño de precio del valor), por ejemplo, en unidades de 5 (60, 65, 70, 75), así que no podemos elegir cualquier precio. Esto forma parte de la “cadena de opciones”.

El precio de una opción, llamado también prima, tiene dos componentes: valor intrínseco y valor extrínseco. El valor intrínseco iguala a la diferencia del precio Strike y el precio actual del valor. Como hemos comentado antes, la cantidad que se encuentra “dentro del dinero”. El precio Strike de una call debería estar por debajo del precio actual del valor y una put debería estar por encima del precio actual del valor. Cuando sucede lo contrario (la call por encima o la put por debajo entonces se encuentran “fuera del dinero”(out-of the-money). Una opción fuera del dinero tiene un valor intrínseco cero. El valor extrínseco es la parte de la prima restante, el precio de la opción menos la prima intrínseca.

Por ejemplo, si un valor cotiza a $110 y una call 100 tiene un precio de $15, el valor intrínseco iguala a $10 y el extrínseco es de $5.

De nuevo si el valor cotiza a $110 y una put 130 tiene un precio de $30, el valor intrínseco iguala a $20 y el extrínseco es de $10.

Calcular el periodo de tiempo que tardará el valor en llegar a nuestro precio objetivo

Cada opción tiene una fecha de caducidad (vencimiento o expiración). Si queremos ejercer nuestro derecho de compra o venta del valor, lo tenemos que hacer antes de esta fecha. La fecha de vencimiento no puede ser cualquiera, también, como con los precios de Strike, estamos limitados a los que nos proporciona la cadena de opciones disponible en el mercado.

Existen muchas fechas de vencimiento, van desde diarios, semanales, mensuales y hasta años. Cuanto menor es el tiempo en vencimiento más especulativa es la operativa. Las opciones pierden menos valor en vencimientos más largo en tiempo. Estos tipos de opciones son adecuados para traders con menos experiencia. Opciones con vencimientos más cortos en tiempo pierden su valor más rápido.

Ricardo Sáenz de Heredia.

Director de OptionElements.es y profesor del área de Opciones Financieras en los programas formativos de Intefi.com

OptionElements.es

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar